El extranjero de Albert Camus

Sobre todo a partir de su novela El extranjero, al autor franco-argelino Albert Camus se lo asoció al existencialismo, movimiento filosófico cuyo principal representante es Jean-Paul Sartre. Sin embargo, Camus se negó a sí mismo esta etiqueta, declarando que tanto a él como a Sartre les resultaba sorprendente que ambos nombres fueran citados juntos con tanta frecuencia.
Y sin embargo, el drama que Camus narra en El extranjero es el drama de la existencia humana desolada, el aislamiento del mundo y de los contemporáneos, y de una humanidad partida en dos por la II Guerra Mundial. También es una crítica a una sociedad que cataloga a sus individuos según un sistema de rígidos principios morales. Y en la que aquel que no entra dentro de los patrones establecidos, debe ser liquidado.
El protagonista de El extranjero –y el narrador en primera persona- es Meursault, un oficinista que deja transcurrir una existencia sin demasiados sobresaltos en Argel. La novela comienza con la muerte de su madre, hecho que Meursault toma con naturalidad, cumpliendo con su deber de asistir al funeral aunque sin sentir tristeza ni ningún otro sentimiento. En efecto, Meursault no experimenta las emociones habituales en otros seres humanos. Se mueve con apatía y neutralidad en sus citas con María, en su trato con los vecinos, caminando por la calle. Todo en la vida le da lo mismo.
Un día, Meursault comete un crimen. No tiene un motivo concreto para haberlo hecho –más que el brillo del sol que tanto lo molestaba- pero debido a su falta de emociones es incapaz de discernir el bien y el mal. La sociedad lo condenará, no tanto por el asesinato, sino por sus atributos que lo diferencian del resto de las personas.

Opinión personal: Meursault es un personaje frío, con el cual es prácticamente imposible sentirse identificado. No obstante, el lector no puede dejar de abordar con gran compromiso los profundos dilemas filosóficos y humanos que se vislumbran entre las páginas de esta gran novela de Camus.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *