El hipnotista de Lars Kepler

“Era el único testigo superviviente, y el comisario de la policía judicial Joona Linna consideró que era probable que pudiera dar una descripción válida del asesino. Su intención había sido matarlos a todos, y posiblemente por eso no se había molestado en ocultar su rostro durante los hechos. No obstante, si las demás circunstancias no hubieran sido tan excepcionales, ni siquiera se habrían planteado recurrir a un hipnotista.” Con la descripción de terribles crímenes por parte de un chico que, pese a sus heridas, ha sobrevivido, comienza El hipnotista, la primera de una serie de ocho novelas negras que ha publicado un matrimonio sueco bajo el seudónimo de Lars Kepler.
Alexandra Coelho y su marido, Alexander Ahndoril, tienen los dos, cada uno por separado, una extensa carrera literaria. Ella ha publicado novelas históricas, él se ha dedicado a la narrativa y al teatro. No se habían aproximado al género negro con anterioridad, y para hacerlo optaron por el seudónimo de Lars Kepler, reconociéndolo como un homenaje a Stieg Larsson, difunto autor de la exitosa saga Millenium. Así firmada presentaron la novela a un editor, según dicen, para evitar prejuicios.
El matrimonio explica que el protagonista de la saga es un comisario que “arrastra un trauma y tiene su propio misterio, que se irá desvelando libro a libro”. En El hipnotista, el tema gira en torno al dilema ético que implica que un hipnotizador utilice su don para hurgar en los misterios de la mente humana, así sea para aliviar una herida profunda.
Un relato oscuro que nuevamente vuelve a poner en cuestión el aparente ideal de la sociedad nórdica.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *