La maldición de Whitechapel de Janire Ramila

Una novela policial basada en hechos reales, retrato del asesino serial más famoso de todos los tiempos. Una figura que ha obsesionado a los escritores del siglo XX es la de Jack el Destripador, considerado el primer asesino en serie moderno. Se lo ha descrito como un asesino despiadado, muy inteligente y burlón, y sus ataques involucraban a prostitutas de barrios pobres. La crueldad de su modus operando (que incluyó en algunos casos la extracción de los órganos internos) y las alborotadoras misivas que recibieron los periódicos y Scotland Yard entre septiembre y octubre de 1888 contribuyeron a darle vida al mito.
La maldición de Whitechapel narra ese espeluznante otoño de 1888 en la cual la ciudad de Londres asistió a la serie de crímenes. El miedo se adueñó de Whitechapel, en cuyas calles de piedra iba apareciendo el reguero de cuerpos mutilados salvajemente. El único que comprendió el horror al que la policía se enfrentaba fue el detective Frederick Abberline, el inspector más condecorado de la moderna Policía Metropolitana. La propia reina Victoria debió intervenir, ya que el país estaba en jaque frente al asesino.
Este libro narra el duelo entre dos mentes: el asesino más astuto y el policía más audaz. Gracias a La maldición de Whitechapel, un fiel retrato de los hechos reales, los lectores comprenderán los errores en la actuación de la policía, los verdaderos motivos que Jack tenía para matar a sus víctimas, cómo las modernas técnicas forenses con las que contamos en la actualidad hubieran cambiado el giro de la investigación y quién pudo haber sido realmente este despiadado criminal.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *